EMBARAZO

MASAJE PERINEAL

El masaje perineal prenatal ayuda a reducir el traumatismo perineal durante el parto, aliviar el dolor posterior y mejorar la recuperación postparto

El daño perineal es uno de los traumas más frecuentes experimentados por las mujeres en el parto (también en el parto de baja o mínima intervención). Dentro del trauma perineal, el más frecuentes es el DESGARRO PERINEAL, considerando desgarro perineal como cualquier daño que sucede en los genitales durante el parto de manera espontánea

¿CUANDO EMPEZAR?

No se recomienda durante el primer trimestre de embarazo, si no a partir de la semana 32 hasta el final

¿TODOS LOS DÍAS?

Como mínimo 2 veces a la semana, pero puedes realizarlo a diario, la clave es la constancia

¿QUIEN LO PUEDE HACER?

Depende de cada embarazada y su comodidad. Lo puede realizar una misma o tu pareja

¿COMO LO HAGO?

La técnica varía de la realización individual o con pareja. En ambos casos existen unas 

RECOMENDACIONES GENERALES:

  • Lavarse bien las manos antes de empezar, tener las uñas cortas y vaciar la vejiga
  • Masajear la zona antes de empezar para familiarizarte con el periné. Es recomendable un baño o ducha caliente. El calor favorece la elasticidad de los tejidos
  • Posición que te permita acceder al peiné: semisentada en la ducha, en el wc o en la cama
  • Lubricar los dedos con aceite suave o cremas especificas que no irriten la zona. Se recomienda usar aceites vegetales o de semillas como es el aceite de almendras dulces, el aceite de oliva o el aceite de rosa de mosqueta
  • Si realizas auto masaje con el dedo pulgar es más fácil. Si lo realiza tu pareja con los dos dedos indice y corazón

TÉCNICA DE MASAJE PERINEAL:

  1. Con los dedos en el interior de la vagina a unos 3-4cm, se ejercerá presión hacia abajo y los lados de la misma, generando un movimiento similar al balanceo y estirando la piel del periné hasta que se experimente escozor o quemazón. Entonces, se deslizará el dedo hacia el exterior y nuevamente se repetirá el proceso durante unos 2 minutos
  2. Se situarán los dedos a la entrada de la vagina y se presionará en la zona inferior durante 2 minutos mínimo o hasta que surjan molestias. Este ejercicio será útil para entrenar al periné sobre cómo será presión que ejercerá la cabeza del bebé a su salida
  3. Con el pulgar y los dedos indice y corazón se sujetará la zona inferior de la entrada de la vagina generando una pinza junto con el periné, y se comenzará con un movimiento de vaivén estirando dicho tejido durante 2-3 minutos
  4. El ejercicio final consiste en estirar la piel inferior y lateral de la vagina/periné desde el interior hacia el exterior durante 2 minutos

La sensación de molestia o quemazón puede que impacte de primeras pero recuerda que el ejercicio lo haces para estirar los tejidos para el parto y simular la presión de la cabeza del bebé en la fase de expulsivo del parto

No estimules la zona superior de la vagina ni la uretra para prevenir infecciones

DEXEUS MUJER

Espero que estos consejos os sean de ayuda en vuestro embarazo

Blanca Matrona

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *